5 de marzo de 2005

POBRE SEÑORA RICA

Indignación y asco. Eso es lo que sentí el otro día viendo las noticias de la mañana de cierto canal privado de televisión. En un breve reportaje destinado a llenar hueco (como si no ocurrieran en el mundo sucesos más merecedores de esos tres minutos de difusión) nos daban a conocer a una espigada y adinerada dama de pelo gris. Esta señora rica era noticia porque ponía a la venta cuarenta o cincuenta vestidos de su colección de más de dos mil piezas, obras de arte las llama ella. Todos los vestidos son de Versace, su diseñador predilecto, por lo que podéis haceros una ligera idea, Sonámbulos, de qué cantidades de dinero maneja la susodicha.
Pero no seáis malpensados, por favor, la decisión de desprenderse de sus queridos vestidos no viene motivada por el dinero (“eso sería vulgar”), sino por la imposibilidad de que una hija cuide y aumente la insigne colección. La señora tiene dos vástagos varones que al parecer, críe usted hijos para esto, no deben estar por la labor.
La señora rica, que siempre ha utilizado una talla 38, detalle vital que nos recalcan los periodistas del reportaje, jamás se pondría un traje utilizado antes por otra persona. Otra de las perlas de sabiduría que dejó caer es que “un pobre jamás puede ser elegante”. Y aún hay más, Sonámbulos. El momento antológico llega cuando a la señora rica se le ilumina la cara al recordar el día que descubrió que comprar vestidos de Versace… era lo que le daba sentido a su vida!
Y es cuando acabo de escribir ésta última línea en el portátil que descubro lo que de verdad me ha impulsado a redactar la crónica que estáis leyendo: La envidia.
La señora rica había descubierto hace años su vocación, algo que el resto de mortales perseguimos durante toda la vida, temiendo morir en el empeño sin haberlo conseguido.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Que sí!!!!! Puta envidia,di que sí.Quien no sueña con ser ocioso pa los restos,no depender+del vil metal?.....como decia el insigne actor..VAYASE USTED A LA MIERDA SEÑORA!!!!! o sera señor?

Salut Pirata!!!!

Anónimo dijo...

Que sí!!!!!! Puta envidia,dí que sí.Quien no sueña con ser ocioso pa los restos,no depender+del víl metal?......como decia el insigne actor...VAYASE USTED A LA MIERDA SEÑORA!!!!! o era señor?

Salut pirata!!!!

Anónimo dijo...

Hola sir Raúle!
Señor de las palabras y de "la final cuenta atrás".
Me he atrevido a dejarle unas líneas ya que de otro modo no he podido últimamente. La verdad, no me gustaría que se pensara su señoría que soy una despreocupada desconsiderada egoísta al no contestar su mail, que por cierto me ilusionó mucho.
En fin, si a estas alturas no alberga alguna idea de quién pudiese o pudiera ser la persona que aquí le escribe pues mala suerte porque le invito a su merced y a su señora esposa Lady Lucy princesa de oriente a cenar a mi mansión de Bellvitge.
El viernes, a las 21:30 y no se admite un no por respuesta.
Le ruego confirme y no se preocupe que si su raciocinio no le da ya le llamaré y sabrá quién osa perturbar su blogg con tan infame invitación!
Muchos besos!
pD: Dígale a lady Lucy que sigo estando viva!
:)